El interior del invernadero | Guia de jardineria

Cualquiera que sea el tamaño y la forma de su invernadero merece la pena aprovechar al máximo el espacio disponible. Si se equipa adecuadamente con estanterías y bancos, existe una gran variedad de plantas entre ellas especies tropicales, cactus, hortalizas que pueden convivir en el al estar cada una de ellas adaptada a sus propias condiciones en un área especifica. En uno con calefacción se puede variar la temperatura natural, y lo mismo pasa en cuanto a las condiciones de cultivo, creando un comportamiento en una pequeña sección y calentándola para que alcance una temperatura más elevada.

Los niveles de luz también se pueden controlar hasta cierto punto, con sombreadores o persianas, mientras que los respiraderos le permiten controlar la humedad del invernadero para adaptarla a las plantas que estén cultivándose.
El interior del invernadero
Todo lo que se necesita incluso en el más simple de los invernaderos necesita algunos elementos básicos. Como por ejemplo, un surtidor de agua y un buen aislamiento para reducir los costos de la calefacción.
Tanto los reguladores automáticos de respiraderos como los sombreadores y tal vez un calentador controlado termostáticamente le ayudaran a mantener las condiciones que necesita.
Un termómetro permite comprobar las fluctuaciones de temperatura.
Estantes exhibidores fáciles de colocar por todo el invernadero los estantes resultan ideales para plantas de soleados ambientes.
Depósito de agua Permite que las plantas de la cubeta que hay debajo se mantengan regadas es práctico para las plantas de ambientes húmedos o cuando no sea posible regarlas con regularidad.
Esquejes y plántulas necesitan un lugar bien iluminado que no se caliente demasiado.
Gravilla ayuda a mantener un ambiente apenas mojado y húmedo y evita que el compost de las macetas y de las cubetas se inunde.
Andamios del invernadero se pueden conseguir en forma desmontable o ya construida e incrementan sorprendentemente el espacio disponible.
Lecho de arena en la arena las raíces de las plantas cultivadas en macetas se mantienen frescas húmedas y sombreadas.

Estufa Ideal para calentar el invernadero según sus necesidades.
Plantas de ambientes sombreados donde están mejor situadas es debajo de una mesa o banco.
Persianas se pueden abrir o cerrar para proyectar sombra sobre las plantas y reducir la temperatura.
Respiradores de techo las compuertas automáticas abren y cierran los respiraderos en un clima cálido o frio.
Soportes son prácticos para albergar temporalmente cestas colgantes antes de ubicarlas en el exterior.
Estante de pared ofrece más espacio para la exhibición o un área para macetas mientras esperan ubicarse en el exterior.
Enchufes y conexiones eléctricas sitúelos bien apartados de cualquier surtidor de agua o de goteo de las macetas. También deben estar equipados de interruptores de circuitos.
Canilla ubíquelos en un lugar cómodo para poder regar sin problemas.
Propagador del calor es especialmente útil en invernaderos más frescos para germinar semillas y enraizar esquejes.
Mueble de madera Puede ser desplazado o suprimido para crear más espacio cuando sea necesario.
Bolsa de cultivo si no hay canteros, las bolsas de cultivo resultan especialmente prácticas.

By Blogsdna

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Subir
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para fines de afiliación y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Configurar y más información
Privacidad